La hibridación como herramienta para imaginar cuentos

– José Miguel Alonso –


Sábado, invierno, hora de la siesta… y tus ojos no terminan de cerrarse porque tu hijo ha encontrado el tambor requisado, ese diabólico artilugio que le regaló su abuela, y se ha decidido a dedicarte una sinfonía de cuarto de hora. ¿Ya no sabes cómo hacer que no se vista con el disfraz de spiderman de halloween y comience a subirse por las paredes?

¡Levántate, la siesta está perdida! , abre los ojos, sonríe, ponte en marcha y a jugar con tu hijo. Te propongo una técnica conocida por todos los blogueros y blogueras que se precien, la hibridación de contenidos, una nueva forma de crear maravillosas fantasías con tu hijo y hacer de una tarde o las que quieras, un día inolvidable.

Si eres un padre o una madre agobiada, o un monitor en busca de nuevas ideas, con esta técnica creativa podréis disfrutar de esperpénticos momentos.

Para aquellos que nunca habéis oído hablar de esta técnica, la hibridación de contenidos es un método que los creativos de este mundo se han inventado para solventar el problema conocido como síndrome de la hoja en blanco. Blogueros, diseñadores web y hasta auditorías fusionan desde palabras hasta sectores económicos para encontrar atractivas imágenes de marca, nichos de mercado o contenidos para su blog.

Todos conocemos los brainstorming o lluvia de ideas, pero la hibridación de contenidos lleva este concepto a buscar la solución del problema más lejos, juegan con el contexto, usan la esencia de dos elementos o sus sinergias.

El juego de la hibridación

Este es nuestro punto de partida, tenemos un problema: Mi hijo puede conmigo, tiene inquietudes y es necesario estimularlas. Pues a por ello, cogemos dos folios y dos lapiceros, proponle a tu hijo una idea loca, la primera palabra que se le venga a la cabeza, un objeto, su animal favorito o su héroe de cómic, cualquier cosa vale, y dibujadlo sin ver qué está haciendo el otro.

Mientras tanto, papá, mamá, o quien proponga el juego, en otro papel elegid un escenario en el que vaya a suceder toda la historia. Quizá estéis en casa y sea cualquiera la temática, pero si os encontráis en el parque o en otro lugar donde existen más recursos, son herramientas útiles para imaginaros un mar con un barco pirata o dos cazadores escondidos en el bosque que cazan patos,  un tobogán o el seto de un bosquejo. Es vuestro momento de disfrutar también, un juego con vuestros sueños y aventuras, pues desde este punto sois los directores y guionistas del cuento, y tu hijo te seguirá a donde vayas. Pero no te preocupes si esta parte te parece complicada, también puedes coger una bolsa y llenarla de nombres de escenarios, y ¡que la suerte te acompañe! Porque toda la historia será al azar.

Pues bien, hemos acabado de dibujar y toca enseñarse ese bonito dibujo que habéis realizado, y… el cuento ha comenzado, os intercambiáis los personajes, los objetos de la historia o lo que haya surgido, coge una cazuela y póntela en la cabeza “mi capitán” o haceros un disfraz, ya seas un pirata o Bob esponja, súbete al tobogán como el rey del mundo, tu hijo te imaginará en una entretenida aventura por unos minutos. ¡Todo un juego por descubrir!

Un comentario en “La hibridación como herramienta para imaginar cuentos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *